El frío de la nada.

Estándar

Arrancaste mis cabellos,
cortaste mi piel,
apuñalaste mis músculos,
fracturaste mis huesos,
anudaste mis venas,
maceraste mis nervios.
Lengua amarga,
pupilas turbias,
oídos cansados
de tu voz desafinada.
Nariz que huele
flores de sepulcro,
manos que tocan
el frío de la nada.

Anuncios

»

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s